Hasta no hace mucho, la imagen de camiones de 18 ruedas que tiraban de la carga con una batería me pareció algo ridículo. Pero he cambiado de opinión.

De hecho, yo diría que las ruedas impulsadas con motor eléctrico pueden llegar al mercado de camiones más rápido que al mundo de los automóviles de pasajeros.

El motivo es simple Las compañías de camiones -como cualquier institución capitalista que maximiza las ganancias- toman decisiones de compra racionales basadas en evaluaciones cuidadosas de la viabilidad económica. Cualquier jefe financiero competente está algorítmicamente capacitado para preguntar: “¿Esto va a hacer que nuestra empresa tenga más dinero?” Si la respuesta es “sí”, el cambio suele ser rápido.

Por otro lado, las personas a menudo están motivadas por factores blandos de venta como la vanidad, el tamaño y la flexibilidad, sin mencionar la conveniencia instantánea. Un buen conjunto de portavasos a menudo supera la economía de combustible. La opción de transportar una hoja de madera contrachapada en cualquier momento, aunque solo sea dos veces al año, se considera que vale la pena el costo de aumentar la compra de un vehículo.

Las elecciones de transporte personal han sido por mucho tiempo incompatibles con la toma de buenas decisiones financieras (puedo validar ese hecho personalmente). Sí, sé que las nuevas modalidades de ahorro de dinero, como el uso compartido de viajes, están redefiniendo la forma en que algunas personas se mueven, pero hay mucho más del mundo de los vehículos que solo Manhattan y Berlín.

Por: Peter Tertzakian
En Oil Price | Traducción libre del inglés por lapatilla.com

 


Aviso: NotasNet.info es un portal de noticias con fin recreativo y sin ánimo de lucro

ntpc